Problema del Agua en España

Juan G. R. El aprovechamiento de las lluvias excesivas en España requiere más desarrollo hidráulico.

Alicante 26 de junio de 2010, España

El año 2010 en España, considerado como húmedo hasta la fecha, pone de manifiesto que el aprovechamiento que hacemos de las aguas excesivas es insuficiente y que es necesario construir más sistemas de drenaje, más obras hidráulicas que permitan incrementar la regulación del escurrimiento, realizar más trasvases que transporten el agua de las zonas de abundantes recursos hídricos a zonas con déficit hídrico y posibiliten la evacuación de grandes caudales en poco tiempo. Un gran número de embalses en las zonas afectadas estaba al máximo de su capacidad, lo que señala que el plan de medidas adoptado en la regulación de las aguas excesivas es insuficiente ya que se registraron grandes inundaciones en muchos pueblos, ciudades y zonas agrícolas, las que provocaron grandes pérdidas económicas, daños materiales y pérdidas humanas. La agricultura es un sector estratégico, atraviesa grandes problemas económicos y es necesario alcanzar un mayor desarrollo hidráulico que mejore su rentabilidad y competitividad.

La entrada en España de diferentes frentes fríos y perturbaciones, durante el periodo invernal de 2010 el cual ha venido acompaña de abundantes precipitaciones, ha provocado grandes inundaciones en zonas rurales y áreas agrícolas de la Comunidad de Andalucía, en la Isla de Tenerife del Archipiélago Canario y con menor intensidad en la Comunidad Valenciana, Las Islas Baleares, Aragón y en las Comunidades del norte del país. En el mes de febrero las inundaciones han provocado afectaciones en Sevilla, Córdoba y Jaén donde más del 70 % de los embalses han estado desembalsando agua. Las lluvias acumuladas en el mes de febrero para la Comunidad de Andalucía son superiores a los 250 litros por m2, los cuales duplican las precipitaciones caídas en España para ese mes. En el mes de marzo de nuevo se desbordaron varios ríos de la Comunidad de Andalucia, donde más de 1500 personas tuvieron que abandonar sus casas como consecuencia del incremento del gasto del río Guadalquivir, el cual el 6 de marzo de 2010 alcanzó un caudal de 2700 m3/seg., inferior al registrado en este río en la riada de 1963 con un valor de 6000m3/seg.

Durante la primavera de 2010 también ocurrieron inundaciones, pero esta vez afectó principalmente el Norte de España. El 10 de junio cayeron en Asturias y en Lugo más de 87 litros/m2 en 12 horas, provocando inundaciones por el desbordamiento de ríos en zonas costeras, el14 de junio las lluvias provocaron inundaciones en la Comunidad de Cantabria, afectando zonas urbanas y rurales en diferentes municipios, el 15 de junio cinco ríos se desbordaron en Vizcaya, donde las lluvias acumuladas fueron de 124 litros/m2 en 21 horas. Las precipitaciones correspondientes a la etapa de enero a junio se consideran altas, con un valor acumulado muy significativo dentro del periodo 2001-2010, el agua embalsada en España el 22 de junio de 2010 es de 46388 hectómetros cúbicos, para un 84 % de la capacidad de embalse del país, la cual se considera alta para esta época del año.

. Durante el mes de septiembre de 2009 a finales del verano en España ya han sido afectados por las inundaciones locales decenas de pueblos y ciudades, las que provocaron grandes pérdidas económicas, así como tres muertos arrastrados por las intensas lluvias. Durante el otoño del 2009 las inundaciones ocurrieron al inicio y al final de la estación, la que se caracterizó por una actividad moderada, no así en el otoño de 2008 el cual se caracterizó por una gran actividad, el cual comenzó con lluvias intensas, en el periodo del 21al 26 de septiembre, afectando regiones en el sur y centro de España dentro de: la Comunidad Valenciana, Murcia, Andalucía, Extremadura, Castilla- La Mancha, Madrid, en que las fuertes tormentas provocaron: la crecidas de los ríos, inundaciones de áreas agrícolas, perdidas de cosechas, inundaciones las ciudades, perdidas de productos comerciales e industriales, daños en caminos y en el suministro eléctrico. Las Comunidades de Ceuta y de Melilla ubicadas en la costa Norte de Continente Africano también sufrieron los estragos de las inundaciones durante el periodo del 27 al 29 de septiembre de 2008, registrando lluvias acumuladas superiores a los 400 y 100 litros/m2 respectivamente, que han provocado inundaciones en parte de la ciudad, afectando centros comerciales, dañando viviendas y el suministro eléctrico. Las lluvias acumuladas en la Comunidad Valenciana a principios del otoño de 2008 fueron intensas en algunas zonas, superando los 300 l/m2, en el Municipio de Sueca se registró una lluvia de 144 litros en una hora. Solo había transcurrido dos semanas que las lluvias intensas habían cesado en la Comunidad Valenciana, pero de nuevo la gota fría se manifiesta en las Comarcas del Norte de Alicante y el Sur de Valencia provocando el desbordamiento de los principales ríos ,así como las inundaciones de zonas bajas próximas a los ríos y afluentes, con una precipitación registrada en el pantano de Beniarrés en la Provincia de Alicante de 200 litros/m2 en 24 horas, para un valor acumulado de las lluvias en esa zona de 447 litros/m2 durante las 72 horas que duro el mal tiempo

El análisis de las inundaciones durante el otoño, invierno y primavera en una etapa considerada como húmeda como esta resultando hasta la fecha el ciclo hidrológico 2009- 2010, pone de manifiesto que en diferentes ciudades y zonas agrícolas de España, el plan de medidas adoptado en la regulación de las aguas excesivas es insuficiente ya que se registraron grandes inundaciones en muchos pueblos, ciudades y zonas agrícolas las que provocaron grandes perdidas económicas, daños materiales y pérdidas humanas. Producto de las abundantes precipitaciones y las insuficientes obras hidráulicas hemos perdido decenas de miles de millones de metros cúbicos de agua, así como se han perdido miles de millones de euros por el efecto de las lluvias excesivas, años atrás hemos perdido miles de millones de euros por la sequía como consecuencia de la falta de agua, lo que señala que el aprovechamiento que hacemos de las aguas excesivas es insuficiente y que es necesario construir más obras hidráulicas que permitan regular aun más el escurrimiento y realizar más trasvases que transporten el agua de las zonas de abundantes recursos hídricos a zonas con déficit hídrico y que posibiliten la evacuación de grandes caudales de agua en poco tiempo.
El sector agrícola es un sector estratégico y atraviesa grandes problemas económicos y estructurales, es necesario desarrollarlo más de forma tal que se haga más rentable y competitivo, que sea capaz de absorber gran cantidad de fuerza de trabajo, que incremente la exportación y el desarrollo agro industrial. Durante el periodo de la gran depresión en los Estados Unidos en el siglo pasado se priorizó el sector agrícola, se potenció la construcción de obras hidráulicas y sistemas de riego y drenaje absorbiendo el mismo gran cantidad de fuerza de trabajo, lo que permitió de conjunto con otros sectores productivos un desarrollo más armónico de la economía y posibilitó que el país saliera más rápido de la crisis económica y mejorara la rentabilidad de la agricultura, por lo que es importante tomar en consideración la experiencia realizada.

Tags: , , , , , , , ,

 

Artículos Relacionados:

 

 

 

 

 

 

Tobacco Irrigation 2007 España | Autor: Rafael Juan García | Términos de Uso | Contacta con Nosotros